Postres

Pie de manzana con cubierta tipo crumble

¡Esta idea de variar la receta de pie de manzana se me ocurrió un día sin más!, quiero decir sin planearlo. Esta es la masa que he hecho toda mi vida y la tenía ya lista en el congelador. Lo diferente de esta receta es que no cubro el relleno con una porción de masa estirada a la manera tradicional sino rallando la masa para que quede tipo crumble.

Esta receta queda muy rica para disfrutar en esas ocasiones que yo acostumbro a llamar “meriendas sin motivo”.

Ingredientes para la masa

  • 500 gramos de harina.
  • 250 gramos de mantequilla con sal.
  • 125 gramos de azúcar pulverizada (nevazucar).
  • 2 huevos enteros.

Ingredientes para el dulce de manzana

  • 8 manzanas del tipo de tu preferencia (yo utilizo rojas).
  • ¾ taza de azúcar blanca.
  • 1 cta de canela.
  • El jugo de medio limón.

Preparación del dulce de manzana

  • Pela las manzanas y córtalas en trozos pequeños.
  • Colócalas en un bowl grande y agrega el azúcar, la canela y el jugo de limón. Mezcla bien.
  • Pásalas a una olla mediana y cocínalas tapadas, un poco, más o menos 15 minutos. No agregues agua.
  • Apaga el fuego y déjalas reposar mientras preparas la masa.

Preparación de la masa

  • Bate la mantequilla hasta que esté cremosa y tenga un color amarillo pálido.
  • Agrega el azúcar pulverizada y mezcla bien, a continuación añade los huevos uno a uno y por último la harina y el polvo de hornear.
  • Déjala reposar una hora en la nevera antes de usarla.

Rinde para la base y paredes de un molde de 10 pulgadas de diámetro y para la cubierta en esta receta.

Armado del pie

  • Divide la masa en dos partes. Una parte un poco mayor que la otra.
  • Estira la porción más grande y corta un círculo para cubrir el fondo del molde. Con el resto cubre las paredes del molde.
  • La otra porción de masa congélala para que se endurezca.
  • Pincha con un tenedor la masa y hornea por 15 minutos a 350 grados.
  • Deja enfríar y rellena con el dulce de manzana.
  • Retira del congelador el resto de la masa cuando esté muy fría y haz la cubierta tipo crumble de la siguiente manera: ralla la masa por la parte gruesa con un rallador de mano, tal cual estuvieses rallando queso. Esto lo harás sobre tu relleno hasta cubrirlo por todas partes.
  • Hornea nuevamente a 350 grados por 35 minutos o hasta que este dorada.
  • Ya tibia espolvorea con azúcar pulverizada.

NOTA:
Puedes preparar la masa con antelación y guardarla en el congelador dentro de una bolsa plástica (máximo un mes). Cuando la vayas a utilizar déjala reposar durante 30 minutos para que pierda el frío.

 


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *